Gradas
Gradas

Gradas



Las gradas ha evolucionado con el hombre desde sus inicios, desde el momento que el ser humano se aboco a efectuar actos de carácter publico las gradas estuvieron presentes preservando y albergando al publico espectador.

Los materiales implementados en su construcción han sido variados, encontraremos que las primeras gradas que se asemejan a lo que hoy interpretamos por las mismas, datan de la antigua Grecia, donde una civilización abocada y educada en las representaciones teatrales encontraba en el teatro y sus gradas el refugio perfecto para los destacados artistas.

Si bien sus formas eran diferentes a las actualmente concebidas como gradas de espectáculos teatrales los griegos encontraron en su implementación una manera practica y funcional de organizar el publico, fabricadas en roca y orquestadas de forma tal que cualquier espectador logre la mayor sonoridad y visibilidad posible los artistas de la época disfrutaban del acogimiento de sus obras en las antiguas graderías repletas de publico.

Como vimos en un principio las gradas han evolucionado conforme la actividad humana que las predispone, por lo tanto en la actualidad encontraremos un sin numero de modelos y variables a las primeras gradas.

No estarían pensadas ni diseñadas de la misma manera las gradas a implementarse en un teatro que un campo de fútbol o las que pueden albergar al público aficionado al rock en un espectáculo de estas características.

Los ensayos y estudios técnicos sobre su confiabilidad y resistencia deben de ser minuciosos antes de su implementación, preservando así la integridad de los espectadores.

A su vez que las formas de las gradas y su predisposición han evolucionado también lo han hecho los materiales que la componen, encontraremos que las antiguas gradas de piedra han dejado paso a gradas de madera, hierro y aluminio galvanizado o hormigón, de carácter permanente o desmontable todas las alternativas son validas para que las gradas logren su principal objetivo acercar al publico el espectáculo.